Elige una letra:

MULTIPLICADOR KEYNESIANO

(Según Fernando Trías de Bes, en La Vanguardia de 22.11.09.) Si alguien cobra 1.000 euros por un encargo del Gobierno, utilizará parte de lo invertido en gastar o invertir. Supongamos que un 80 %. O sea, gastará 800 euros. El que cobre estos 800, gastará otro 80 %, o sea, 640. El siguiente, lo mismo. O sea, 512. Y así sucesivamente, en una progresión que totalizará 5.000 euros de gasto e inversión. Keynes recomendaba el gasto público, no tanto por la cantidad gastada en sí, sino por cómo se convierte esa cantidad en una mucho mayor de gasto e inversión.